miércoles, 19 de junio de 2013

miércoles, 12 de junio de 2013

En 3 días nos vemos en la feria. ¡Qué nervios... !






Lucía Fonseca es lectora, crítica literaria y escultora, entre otros oficios. En la foto, junto al árbol del náufrago, que diseñó y construyó ella misma. 
Tener lectoras como tú es un lujo que no me merezco: gracias, Lucía.
 ¡Nos vemos el sábado y te dedico el libro de la bruja borradora!

jueves, 6 de junio de 2013

Crítica de la bruja borradora.

Hola Raquel soy Lucia...Me encanto el libro!!!!!!!!!!!!!!!
Me gusto mucho cuando pusiste el conflicto entre las dos brujas, y el niño que se lo creía igual que los lectores.Pero no me gusto tanto cuando pusiste lo de el libro de la plaza por que si lo quitaba Violeta, se notaria mucho que no había libro. Otra cosa que me encanto fue cuando el niño busco por la noche en el cuento de Hansel y Gretel,
parecía muy misterioso. No entendí  cuando las brujas se peleaban entre si en la plazaMe  entretuve mucho cuando el niño soñaba con que era un superhéroe y se subía encima de  los edificios y que al final lo consiguiera. Otra cosa que me encantó fue donde pusiste la casa de Ursula.     
                                                                                                                                                                                                                                    
Ha sido muy divertido por que me encantan los misterios.

Besos de  vainilla y abrazos de queso de burgos
Lucía F.


Lucía Fonseca, autora de esta crítica, es una lectora de 9 años. ¡Gracias Lucía!

domingo, 2 de junio de 2013

Sábado: de visita en la feria.


Con Ana Campoy, Alfred y Agatha :-)-
Bea Gimenez de Ory y yo, con nuestros libros de la colección "El tejo rojo".
Con Ana García Siñeriz y su Zoé.


Hizo un día perfecto: cielo color "azul-madrid", sol de veinte grados y una pizca de viento. El parque está precioso, después de tanta lluvia, en el paseo de la feria no cabía un alfiler... Y Ana, Beatriz y Ana me hicieron un hueco en sus casetas, entre firma y firma. ¡Gracias, autoras!